sábado, 25 de agosto de 2007

Entrevista a Draco

ROBI DRACO ROSA
LO ARRIESGA TODO Y NO SE ARREPIENTE DE NADA
Por: Edgardo Soto

Asomándonos a la salida al mercado del nuevo disco de Draco Cornelius, Vino, les presento esta entrevista inédita que realicé a Draco en el Museo de Arte Contemporáneo de Puerto Rico en el 2004.

A menos de una semana de su concierto acústico “Al Natural” en el nuevo Coliseo José Miguel Agrelot, y con dos premios Grammy, Robi Draco Rosa se siente reivindicado. Nadando a contracorriente en sus propuestas como solista, al fin se coloca en el carril del mainstream sin ceder un ápice de su estilo experimental. Pero con un disco titulado Mad Love, y el aclamo del público general, ha contrariado al segmento de seguidores que prefiere al Draco gótico y depresivo. En una sesión de preguntas y respuestas, Robi aclara la nueva visión que tiene de su carrera, el disgusto que aún siente por la industria discográfica, y su etapa de abuso de drogas. Robi se nos presenta muy feliz, muy bien vestido y acicalado, y no se arrepiente de nada.

¿Qué ha propiciado el cambio de un Robi al que no le gustaba promocionar sus discos, a un Robi que ahora se ha lanzado a la conquista del mercado mundial?

¿Tú sabes qué, bro? A veces las cartas están sobre la mesa, siempre han estado sobre la mesa…y eso trae una responsabilidad. Antes mi responsabilidad era quizás con el vacío (ríe). Ahora, presenté esta colección de canciones y me han surgido todas estas oportunidades a través del mundo so, I chose to get involved (en la promoción y el mercadeo del disco). Es un privilegio hacer música y estar vivo. Es un honor que te inviten a ir a un país, y ya no va Draco solo, voy como puertorriqueño, como un embajador de probablemente el país más importante del mundo, Puerto Rico.

Yo sigo prefiriendo a Goya sobre Miró, los más excéntricos de los poetas malditos, esos son mis gustos. Pero me tocó una responsabilidad en esta etapa de mi vida que va más allá de mis gustos, ¿entiendes? Por eso estoy participando (en el mercadeo de “Mad Love”).

Dejándome llevar por tu trayectoria, pensé que al ver el éxito masivo de Ricky Martin, rehuirías de una carrera así porque parecía que eso era exactamente el tipo de carrera que no querías.

Yeah, it is exactly what I don’t want…Pero estás haciendo todo lo posible por estar en el mainstream.Yeah, but see, I’m not for sale, I don’t work for the label (Columbia). Las disqueras son arcaicas. Hablan de los piratas que están tumbando canciones, aquí los piratas son las disqueras. O sea, no ha cambiado nada, lo que ha cambiado es la misión. A mí lo que me interesa es levantar el espíritu, ser una inspiración, broder. Lo que quiero es contribuir ese amor y ese cariño y decirle a esa juventud que está bien soñar, que aquí está una persona que apuesta a tus sueños y se llama Draco.

¿Qué le dirías a esos seguidores que aún siguen pintándose las uñas de negro y prefieren ese estilo gótico de Vagabundo, y que al verte ahora piensan: ah, Robi se vendió a la música comercial?

No importa, cada cual tiene su percepción y yo vivo mi realidad. Rocanrol es teatro…me encanta el teatro de lo absurdo…a mí no me definen las uñas negras, lo que me define son mis palabras y lo que represento. Y cuidao’, que lo gótico me sigue gustando, pero sigo representando la esperanza. El fashion no es lo que define al hombre.

Imagina que acceso al Internet, bajo Mad Love, lo quemo a CD y lo copio para mis amistades sin que tú recibas un centavo, ¿cómo te cae eso?

Bueno, lo importante es esa contribución que mi música pueda hacer para una noche gloriosa en tu vida. Ya con eso estamos bien. A veces hay que destruir para crear, mi hermano, y como te dije las disqueras son arcaicas y ellos son los piratas. Cómo te llegue la música no importa, lo importante es que te llegue. Y eventualmente, como el agua, la música encontrará su cauce. La cosa es que yo tengo que hacer música, con o sin la disquera, y que te llegue por Internet o por las tiendas, yo hago música pa’ti. Y lo más que me interesa these days es tocar en vivo. Antes no me interesaba y ahora he encontrado que la improvisación es mi mejor amigo.

Sin embargo, tú pareces tener una relación de amor/odio con tus sonidistas. Tuviste problemas hace unos años en el Anfiteatro y luego en el Coliseo Clemente. Incluso en una presentación de Mad Love en España se reportó que estuviste incómodo con el sonido. ¿Por qué es tan difícil complacerte?

Es que si las frecuencias graves (los bajos) no están ahí me vuelvo loco. Yo quiero sentir las vibraciones en mi pecho porque es un sentimiento. Ese concepto de los “ear monitors” no me gusta porque no es real. Cuando estoy en el carro o en el club uno siente esos graves y eso es lo real. Cuando toco quiero sentir que estoy engulfed in music. Por eso es que tengo problemas.

La primera vez que tocaste en el Coliseo dijiste desde la tarima: “no vuelvo a tocar aquí, prefiero (la discoteca) The Warehouse”. Ahora vas al “Choliseo” que es más grande aún. ¿Por qué te contradices?

Lo que pasa es que en esos lugares grandes no me siento tan cómodo, aunque la última vez en el Coliseo la pasé bien, pero comoquiera es una lucha contra el sistema.

A juzgar por tu trayectoria, ¿podemos esperar un cambio de imagen y sonido con cada disco a lo David Bowie?

A mí me encanta el teatro y la música es música. Yo no defiendo los géneros ni me interesan los clubes. Quédate con tus banderas, la única bandera que yo cargo es la de Puerto Rico. Sí, pueden esperar de mí…en verdad ni yo sé qué esperar de mí. Cuando trato de planificar algo no me sale, lo que hay que hacer es sentir la música.

¿Cómo podemos distinguir entre cambios con motivaciones artísticas y cambios que obedecen a las estructuras de promoción y mercadeo?

Como te dije, no trabajo para las disqueras, pero estas trabajan para el mercado así que eso es problema de las disqueras. Yo hago música y vivo como me da la gana vivir, you know, sé quién soy y lo que represento, soy un aliado del arte, la cultura, y apoyo a los puertorriqueños que son excéntricos, futuristas y soñadores para que cruzen los siete mares y puedan llegar a la galaxia de los sombreros, para contestarte esa pregunta.

¿Qué lugar tienen las drogas en tu proceso creativo?

¿Las drogas? (Sonríe, mientras gira su silla hacia el lado y pondera su respuesta) Bueno…you know…estimulantes (sonríe). ¿Qué te puedo decir, man? Las drogas es un tema tabú para algunos, y para otros no. ¿Qué quieres que te diga? ¿Alguna droga preferida? (Ríe)

Sí…

Pues, aparte de…(se queda pensativo).

¿Fumas marihuana?

Well, el único problema con el pasto es que it’s a little depressive, y el ser humano tiene sus altas y bajas. You smoke some weed en las bajas and it’s fucked. You smoke hash and it’s a little more uplifting, and smoke it with tobacco, if you like tobacco. You can’t really smoke hash alone ‘cause you know, (ríe) it’s a little complicated. What I like to do is drink some red wine, it puts me at ease. Otro drink que me gusta es el vodka con cranberry. Ya no tomo whiskey, ni hard liquour aparte del vodka porque me pone agresivo y me meto en problemas (sonríe). Eso es parte de la madurez, saber qué me vuelve loco y qué no me vuelve loco.

Pero hay muchos estimulantes en la vida, aparte de las drogas. Ahora el balance está perfecto, vivimos bien y como te dije, la liberación total se trata de engancharse con la responsabilidad. You only realize that when you’re ready, porque tampoco es que yo estoy preaching, te la cuento como es. Acuérdate que yo casi me muero, si no llega a ser por mi mujer no estuviera aquí, broder. So, aquí estamos buscando la luz.

Abrazando la vida…

Sí, desesperadamente, porque cada minuto del día hay una luz…y si nos enganchamos a la droga nos jodemos.

¿Valieron la pena aquellos años de desenfreno y adicción?

Chico, como siempre digo: risk everything and regret absolutely nothing. Claro que vale la pena, I’m alive! To be passionate is to live, ok?

No hay comentarios.: